Salir de camping con tus perros

Salir de camping con tus perros

Salir de camping con tus perros es una muy buena elección para las personas a las que nos gusta la naturaleza, ya sea de playa o de montaña, pues es una manera económica de viajar y además divertida. Aunque a veces, puede surgir la duda sobre cómo se adaptarán los perros a permanecer en un entorno rodeados de gente que esté pasando por delante de «su casa».

A continuación, os damos unos breves consejos que pueden ayudar a que todos disfrutéis de la experiencia.

  • Antes de entrar en el camping, dad un paseo con los perros por los alrededores. Ya lo se, estaréis agotados del viaje y deseando instalaros, pero pensad que vuestros perros también estarán agotados. Les vendrá bien situarse en la zona y estirar las piernas antes de tener que entrar y esperar mientras se monta la tienda de campaña.
  • Tratad de elegir un sitio que quede lejos de las zonas comunes. Para vosotros será más incómodo, pero ellos tendrán que gestionar menos gente pasando por delante de la tienda y les ayudará a permanecer más tranquilos.
  • Intentad que en la parcela de la tienda, haya alguna zona donde poder sujetar las correas. Esto os facilitará el poder tenerlos cerca y controlados, mientras organizáis las cosas del día. Lo ideal, es que les pongáis su cama para puedan relajarse del todo.
Zamorana profundamente dormida en su cama del camping
Zamo dormida en el camping
  • Si tus perros se ponen nerviosos cuando pasa gente cerca, podéis llevaros mantas y ponerlas en las cuerdas de la tienda para hacer las «paredes», de este modo no verán a la gente que pasa y permanecerán más tranquilos.
La calidad de la foto es muy mala, pero se puede ver como hay hecho con telas un toldo, que proporciona intimidad y ayuda a que las perras estén más tranquilas
  • Si vuestro perros está acostumbrado al transportín llevároslo!!! Si no lo están, os animamos a que lo trabajéis, pues en este tipo de viajes es muy útil. Podéis optar por uno plegable como el de la foto para no ir tan cargados.
Izaskun en clase, mientras Lúa descansa dentro del transportín
Lúa descansando en el transportín mientras damos clase
  • No olvidéis, a parte de las excursiones del día, darles un paseo nada más despertar y antes de ir a dormir, así como ponerles su bebedero a la sombra siempre disponible.

Y vosotros, ¿soléis viajar con la tienda de campaña?

Niños y perros, la llegada de un bebé

Niños y perros, la llegada de un bebé

Los niños y los perros pueden establecer vínculos maravillosos y para los niños el tener cerca a un animal tiene multitud de ventajas, algunas de ellas las puedes leer aquí. Pero esto no quita, que cuando estamos esperando un bebé y en la familia ya hay perros, nos asalten un montón de dudas sobre cómo irá todo.

En esta entrada os damos algunos consejos para que todos los miembros de la familia disfruten de esta nueva llegada. También, podemos asesoraros de manera individual sobre cómo preparar la llegada y afrontar los primeros meses del bebé.

Cuándo comenzar a trabajar la relación entre perro y bebé

El bebé de la casa descansando junto a Zamo (galga) y Namo (Yorkshire) en la playa

Pues como casi siempre cuanto antes mejor, lo ideal es comenzar durante el embarazo, sí sí, durante el embarazo. En realidad, es el periodo en el que la familia se prepara para la llegada del bebé, lee libros, se asesora y modifica la casa para recibirlo. No debemos olvidar preparar también a ese otro miembro de la familia que es el perro.

Os podéis preguntar «y si esto lo estoy leyendo con el bebé ya en casa, ¿llego tarde?». Por supuesto que no, son muchas las cosas que podemos hacer para seguir creando un ambiente familiar del que disfrutar todos juntos.

¡¡¡Pues vamos a empezar!!!

Lo primero, desterrar falsas creencias

Una de las cosas que más puede dificultar la relación entre niños y perros, son las falsas expectativas que nos hayamos podido crear por cosas vistas y leídas en redes sociales, medios de comunicación, etc.

  • Los perros adoran a los niños: falso, depende de la socialización del perro y de las experiencias previas que haya tenido con ellos. De nosotros depende que el perro y el niño de la familia tengan una buena relación.
  • Un perro jamas le haría daño a un niño: falso. Si un perro se siente invadido por un niño o si este le hace daño, puede sentir la necesidad de defenderse. Una vez más, que esto no se dé depende de nosotros los adultos.
  • Un perro debe dejarse hacer de todo por un niño sin rechistar: falso. Soy madre, tengo hijas y las adoro, pero no me dejo hacer todo por ellas. Si mis hijas me molestan a mí o a otros niños, se lo explico para que no lo hagan, pues igual si molestan a un perro. Por supuesto, la explicación se debe adaptar a la edad del niño, pero no los infravaloréis, porque tienen gran capacidad de entendimiento.

Qué hacer durante el embarazo

Como ya hemos dicho antes, podemos incluir a nuestro perro en la preparación de la llegada del bebé.

  • Salir a pasear con el carro en cuanto lo tengáis. Sí, suena un poco raro, pero es un elemento nuevo tanto para vosotros como para vuestro perro. Es más fácil ir practicando el manejo del carro durante los paseos ahora que no hay un bebé dentro.
  • Acostumbra a tu perro a los sonidos de los bebés. Puedes utilizar vídeos de youtube y ponerlos de fondo a ratos en casa, así cuando llegue el bebé, sus vocalizaciones y el llanto no serán algo nuevo para el perro.
  • Acostumbra a tu perro a estar en una estancia separada del resto de la familia. Para ello, puedes utilizar una puerta de niños, así podrá veros. Debes acostumbrarlo sin prisa, poco a poco, quizá dejándolo con un hueso o algo sabroso que le motive. Es importante hacerlo bien, para que no lo entienda como un castigo, sino como un descanso. Esto es muy importante para cuando el bebé comience a gatear y no podamos supervisarlo de cerca, así evitaremos que la interacción entre ambos no sea apropiada.
  • Acostumbra al perro a acercarse de una manera tranquila al bebé. Esto puedes practicarlo con un muñeco y usando un tono de voz determinado que incite a tu perro a estar tranquilo. Así, cuando esté e bebé y te oiga hablar así, sabrá que tiene que acercarse con calma.
  • Lee sobre el lenguaje corporal de los perros, aquí te dejamos una entrada donde hablamos del mismo. Si puedes reconocer las señales sutiles de agobio en tu perro y ayudarle cuando las emita, todo irá bien.

Y ante la llegada del bebé, qué hacemos

Ya tenemos con nosotros a nuestro bebé, ahora toca empezar a convivir todos juntos 🙂 Veamos cómo hacerlo.

  • Si es posible, mientras la madre está en el hospital, alguien llevará ropa con el olor del bebé y se la presentará al perro, como se hizo con el muñeco. No se le dará para jugar ni para morder.
  • La llegada a casa. Lo mejor es que el perro esté paseando mientras llegan la madre y el bebé, pues estará nervioso por llevar unos días sin verla. Así, mientras el perro pasea, la madre su puede poner cómoda y alguien sostener al bebé, mientras la madre saluda al perro.
  • Le presentaremos al bebé utilizando un tono de voz tranquilo, para no generar excitación en el perro.
  • Las visitas que vengan a conocer al bebé, saludarán primero al perro, que hasta entonces había sido el centro de atención.
  • Podemos aprovechar los momentos de calma, como cuando el bebé está comiendo, para proporcionar mimos a nuestro perro, así asociará al bebé con cosas que le gustan y que son tranquilas.

Conclusión

Si nos esforzamos un poco, podemos conseguir que nuestras hijas e hijos disfruten de una maravillosa relación con los perros de la familia. Pero lo que nunca debemos olvidar es que ambos son nuestra responsabilidad, por lo que somos nosotros los que debemos cuidar que todo vaya bien.

perros-vínculo-niños

Y si tenéis dudas, contactad con nosotras, estaremos encantadas de ayudar a vuestra familia.

Fobia a los petardos: volver a la vida normal

Fobia a los petardos: volver a la vida normal

Las Navidades son maravillosas, pero también una época complicada para los perros que tienen fobia a los petardos.

Por suerte, podemos encontrar muchas recomendaciones para ayudarlos en los días donde hay petardos, como estos consejos que os dejamos aquí.

Si tu perro tiene fobia a los petardos:
-no lo dejes solo en casa
-crea una zona segura donde pueda refugiarse y permanece a su lado
-utiliza masajes, chalecos antiestrés y/o aceites esenciales que le ayuden
-de ser necesario, el veterinario puede prescribirle algo
No olvides, que la fobia puede trabajarse, nosotras te ayudamos.

Cómo recuperar la vida normal

Pero, ¿qué pasa una vez que los petardos finalizan y nuestros perros siguen nerviosos y nos cuesta volver a nuestra vida normal? En ocasiones, tras una noche como la fin de año, los perros con fobia a los petardos, dejan de querer salir a la calle, incluso para ir a aquellos sitios de los que antes disfrutaban.

Aquí os damos algunas pautas que pueden ayudaros a vosotros y vuestros perros:

  • Lo primero, ten paciencia, tu perro ha sufrido un gran estrés y es normal que le lleve un tiempo recuperarse.
  • Mantén todas esas cosas que sabes que relajan a tu perro: masajes, aceites esenciales, ejercicios de búsqueda… Te dejamos este enlace para darte más ideas.
  • Puedes hacerle un ejercicio de búsqueda justo antes de salir a la calle, para que lo haga más tranquilo, empieza en casa, para pasar el descansillo, al portal, hasta poder hacerlo en la calle, quizá utilizando algún árbol en el que esconder chuches.
  • No le fuerces a ir por donde no quiere, es mejor al principio evitar las zonas donde lo paso mal.
  • Si es posible, durante unos días ve al parque o campo donde se lo solía pasar bien en coche, que recuerde lo que le gusta estar allí, por supuesto, debes estar seguro de que allí ya no tiran petardos.
  • Poco a poco, aparca cada vez más lejos del parque, para que tenga una motivación para avanzar.

Si con estas pequeñas pautas, no ves mejora, no dudes en ponerte en contacto con nosotras, pues podemos ayudaros. Y recuerda, cuando esté recuperado del todo, deberías empezar a trabajar esa fobia, para tratar de evitar que el próximo año vuelva a pasar.

Cámara para perros Furbo: nuestra experiencia

Cámara para perros Furbo: nuestra experiencia

Cámara para perros Furbo

[Esta entrada contiene emplazamiento de productos]

¿Conocéis alguna cámara para perros? Esas con las que puedes ver a tu perro mientras estás fuera, con algunas incluso puedes hablar con ellos o lanzar chuches. Lo cierto, es que siempre me han despertado mucha curiosidad y gracias a #furbo, hemos podido probar la cámara para perros Furbo.

CARACTERÍSTICAS

Sus características sólo os la vamos a enumerar, pues en la web tenéis toda la información que necesitéis, y son: 

cámara de alta definición

  • cámara de alta definición
  • visión nocturna
  • chat con tu perro
  • activación de ladrido
  • dispensador de chuches
Características cámara para perros Furbo

NUESTRA EXPERIENCIA

Ahora viene lo que realmente creo relevante contaros sobre esta cámara y es sus posibles usos.

Lo primero, es que poder ver a tus perros cuando están solos y asegurarte de que están tranquilos, puede ayudar a algunas familias a no preocuparse cuando están fuera. Aunque, si crees que te vas a obsesionar mirando la cámara a todas horas y tu perro no tiene ningún problema estando solo en casa, quizá no sea lo mejor para ti 🙂

Si tienes sospechas de que tu perro que tu perro ladra cuando permanece solo, creo que es una muy buena opción, pues la cámara se activa con el ladrido. Si observas a tu perro ladrar hacia la puerta, puedes sospechar que el ladrido viene provocado por ruidos del exterior y con esa información te resultará más fácil poder trabajar para que no ladre.

En el caso anterior, el dispensador de chuches puede ser una buena idea, pues si después de que tu perro haya dejado de ladrar, todavía permanece algo nervioso, podrás lanzarle algunas chuches que puede buscar y así relajarse.

Si algún día de manera puntual, tu perro va a permanecer algo más de tiempo solo (recuerda que lo ideal es que no estén solos más de 6 horas), en algún momento en el que se muestra algo más activo, puedes lanzarle unas chuches para que busque y se entretenga. Mis perras ante la señal «busca» saben que tienen que buscar y cuando han acabado les digo «fin» y saben que ya no hay más, gracias al chat utilizo estas señales para lanzarles chuches en los momentos que he visto que puede ayudar a que se relajen. Si tenéis dudas de cómo conseguir relajar a vuestro perro, podéis consultar esta entrada.

PRECAUCIONES

Como casi siempre cuando hablamos de perros, no todo es valido para todos los perros. Antes de usar una cámara, piensa bien en las necesidades de tu perro y las tuyas para valorar si es una buena opción para vosotros, pues habrá perros a los que lo explicado hasta ahora les ponga más nerviosos, en lugar de ayudar a relajarlos.

Si has decido que esta es una buena herramienta para tu familia, antes de empezar a usarla introdúcela poco a poco. Durante los primeros usos de lanzamiento de chuches y uso de la voz, debes estar siempre delante.

En el caso de que vayas a usar el chat de la cámara para perros Furbo, para dar alguna señal a tu perro, como hago yo con el «busca» y «fin», recuerda que deben estar previamente trabajadas. Ademas, antes de darlas por la cámara cuando los perros están solos, debes hacerlo de manera progresiva, por ejemplo, estando en otra habitación de la casa y viendo cómo reaccionan, en le portal… Hasta que tengas la seguridad de que puedes usarlo y a tus perros les ayuda a estar mejor sin generarles excitación.

CONCLUSIONES

No todas las familias, ni todos los perros, necesitan una cámara para poder verlos mientras están solos, pero si crees que en vuestro caso os será de ayuda, esta cámara para perros Furbo, es una muy buena opción.

Da muchísimas opciones de uso, y aunque no sea lo más importante, es muy bonita, ya puestos a tener algo más en casa, al menos de decore 😉

Dolly, historia de un rescate

Dolly, historia de un rescate

Hoy queremos contaros la historia de un rescate, el de Dolly. Porque aunque rescatar y acoger animales es duro, siempre merece la pena, y aunque suene a tópico ganas mucho de lo que das. (más…)

Pin It on Pinterest